Image Image Image Image Image Image Image Image Image Image
Scroll to top

Ir arriba

No hay comentarios

Cómo tener unos dientes blancos

Cómo tener unos dientes blancos
Vicente

A veces, por mucho que cuidemos nuestros dientes y los cepillemos a diario, suelen mancharse y amarillear por otros factores externos.

El café y el tabaco son los factores más importantes que manchan los dientes y suele acumular bacterias que terminan formándose sarro dental.

Esto nos produce mucho complejo y no solemos mostrar nuestros dientes cuando hablamos o reímos. Además la boca y los dientes son el elemento en que más se fijan las mujeres de un hombre.

Te vamos a dar unos consejos para blanquear tus dientes de forma casera sin tener que gastar dinero en tratamientos dentales. Eso sí, estos consejos debes hacerlo en muy pocas ocasiones, ya que el uso cotidiano dañaría el esmalte dental.

  • Cepilla tus dientes con sal fina y limón. En un recipiente pequeño que no sea de metal, se añade sal fina y se van agregando unas gotas de limón hasta obtener una pasta. Debe haber suficiente pasta para cepillarnos los dientes, haciendo hincapié en las zonas que tengamos más manchadas. Debes tener cuidado en no tocar las encías, ya que puede causar irritaciones. La sal actúa como abrasivo mientras que el ácido del limón elimina las manchas del esmalte.
  • Cepilla tus dientes con bicarbonato y limón. El bicarbonato suele usarse para blanquear los dientes. Se puede hacer de varias maneras. Si lo que quieres es eliminar las manchas, añade limón al bicarbonato. Si tus dientes están amarillentos puedes utilizarlo solo. Y si lo que quieres es mantenerlos blancos, añade bicarbonato a la pasta dental.
  • Enjuaga tu boca con agua oxigenada. Utiliza el agua oxigenada como enjuague bucal, reteniéndolo en la boca no más de 30 segundos y siempre después del último cepillado antes de ir a dormir. Recuerda que no debes hacerlo más de tres veces por semana.
  • Pulpa de fresa. Se toma una fresa y se aplasta con un tenedor hasta obtener una masa. Se coloca en el cepillo como si fuera pasta dental y nos cepillamos con ella.

Debes cepillar tus dientes con dentífricos blanqueantes tres veces al día o bien cada vez que fumes o tomes café. Y recuerda que estos métodos caseros no debes hacerlos como algo común. Visita a tu dentista una vez al año para que te haga una limpieza bucal. De esta manera tendrás unos dientes blancos y sanos y podrás seducir con tu mejor sonrisa.

Etiqueta